Logo_DoñigalesPata_Negra

secados al sol de extremadura. gran reserva, curación en bodega

Mahoma:"Si pudiera traer un fruto del paraíso, este ciertamente seria el Higo"
(Zamakkschar- -erudito del Coran)

Procedente de Oriente, fue introducido en Europa por los fenicios y es una de las frutas más típicas de nuestro país. Ha formado parte de la dieta habitual de diferentes culturas desde tiempos remotos. Se sabe que el ser humano ya lo conocía y recolectaba antes del año 9000 a.C. Ya en la Pirámide de Gizeh, se encuentra un dibujo que representa la recolección de los higos. En aquella época, su importancia era tal que los sacerdotes egipcios los consagraban antes de comerlos. Siempre fueron un alimento esencial para los griegos: las higueras se consagraban a Dionisios, el dios de la renovación, cuando se fundaba una ciudad, se plantaba una higuera entre el ágora y el foro para señalar el lugar donde se reunirían los ancianos.
Era un manjar predilecto de Platón, son conocidos como la “fruta de los filósofos” y Galeno recomendaba su consumo a los atletas que participaban en los Juegos Olímpicos. La loba que amamantó a Rómulo y Remo lo hizo debajo de una higuera y en las pinturas de la Edad Media se puede apreciar que la desnudez de Adán y Eva no se cubría con una hoja de parra sino de higuera.
Se sabe que Hipócrates recomendaba estas frutas para los estados febriles.
Los bereberes consideran el higo un símbolo de fecundidad y resurrección, en la época de la labranza colocan higos entre las piedras para asegurar una buena cosecha.

Higos_Pompeya

Representación de cesta de higos hallada en las ruinas de Pompeya. Siglo I a. C.

 

 

 

icono_telefono 91 4573437 | 661564062 icono_fax 973 248689

icono_mail navazar@navazaragraria.es